Design a site like this with WordPress.com
Get started

Miss Mundo 1963

Por Julio Rodríguez Matute

ACONTECIMIENTOS PREVIOS.-

                1963 fue un año histórico que marcó un hito en la sociedad y dejó una huella imperecedera en el mundo. Comenzando el año, Harvey Gantt, se convierte en el primer alumno afronorteamericano que admiten en una universidad norteamericana, en la Universidad Clemson de Carolina del Sur. En Japón comienza a transmitirse la serie “Astroboy” precursora de los actuales “anime” y en China se consigue con éxito la reimplantación de una mano. La NASA  lanza al espacio el primer satélite geoestacionario experimental, el Syncom 1 y la Unión Soviética lanza el Vostok 6, con la primera mujer cosmonauta, Valentina Tereshkova. En temas políticos, en Irán el gobierno implanta el derecho al voto y elegibilidad parlamentaria de las mujeres y estallan revueltas lideradas por el Ayatolá Jomeini quien está en contra; en EEUU se conecta el famoso teléfono rojo —de color negro en realidad— que unía el despacho del líder comunista Nikita Jrushchov (en Moscú) con el del presidente estadounidense John F. Kennedy (en Washington). El 3 de junio de ese año fallece en el Vaticano el Papa Juan XXIII y el cardenal Montini es elegido su sucesor adoptando el seudónimo de “Pablo VI”. El 28 de Agosto se realiza la Manifestación por los Derechos Civiles en Washington DC y donde Martin Luther King Jr. pronuncia su célebre discurso «I have a dream». El 29 de Septiembre en Venezuela es asaltado el tren “El Encanto” cerca de Caracas, acción terrorista en la que se aseguraba que había participado el entonces diputado del PCV, Teodoro Petkoff. A principios de Octubre el huracán Flora causa más de mil muertos en Cuba y el 22 de Noviembre el presidente de Estados Unidos, el demócrata John F. Kennedy es asesinado en Dallas (Texas). El sospechoso de su asesinato, Lee Harvey Oswald, es asesinado dos días después. En el Reino Unido se emite el primer capítulo de la serie televisiva de ciencia ficción “Doctor Who” y musicalmente hablando, “Los Beatles” lanzaron su primer álbum titulado “Please, Please me” dando inicio a la Beatlemanía mientras que “Los Beach Boys” llegaron a la cima del éxito con su tema “Surfin’ USA” . En Latinoamérica, sonaban mucho la española Rocío Durcal, el brasilero Roberto Carlos y el Gran Combo de Puerto Rico. También en este año de 1963 se inventó en Europa el casete de audio, en Miami Beach es elegida como Miss Universo la brasileña Ieda María Vargas y nació en Caracas una futura Miss Mundo, la venezolana Astrid Carolina Herrera.

CINCUENTA NACIONES INVITADAS.-

                Morley esperaba este año un récord de 50 países en el Miss Mundo. En esta ocasión estarían debutando Chile, Colombia, Liberia, Malasia y Nigeria, además del retorno de México, que no participaba desde la edición inaugural de 1951. Sin embargo, en la China Nacionalista (Taiwán) no se llevó a cabo certamen de belleza nacional ese año y en Nicaragua y la República Dominicana no se seleccionó a ninguna candidata para el concurso inglés, en éste último país por la situación política a causa del reciente golpe de estado militar. Por otro lado, aunque se celebró el concurso “Eve’s Weekly Miss India”, los organizadores decidieron no enviar a la ganadora y dijeron que su viaje desperdiciaría divisas extranjeras muy necesarias para el país.

                En algunos países sudamericanos la situación era la misma, y por no poder cubrir los gastos de viaje a Londres se ausentaron Miss ECUADOR (Tania Valle Moreno) y Miss PARAGUAY (Mirta Fernández Cameron) en tanto que a Miss URUGUAY (Martha Vivas Velásquez) sus organizadores decidieron enviarla más bien a la primera edición del Miss Naciones en Palma de Mallorca. Por causas desconocidas no viajó Miss TAHITÍ (Marie-Louise Metuarea) mientras que en el Líbano no hubo concurso nacional pero habían designado a Mona Slim, quien había participado el año anterior en el Miss Internacional, como la representante oficial, sin embargo, por razones que se desconocen ella tampoco viajó.

Franca Dall’Olio, Miss Italia 1963

                La Miss Italia 1962, Rafaella de Carolis, regresó el año anterior a su país hablando pestes del Miss Mundo tras no haber clasificado ni siquiera entre las 15 primeras, por lo que el organizador, Enzo Mirigliani, decidió no enviar a su Miss Italia 1963, Franca Dall’Olio, a Londres. Morley envió un telegrama pidiendo los detalles de la candidata a lo que Mirigliani informó que ese año no enviaría a ninguna chica. Entonces Morley acudió a los organizadores del concurso paralelo en Italia y quienes enviaban a la representante de ese país al Miss Universo, para que enviaran a su reina, Gianna Serra (cuyo nombre de nacimiento era Giovanna Erbetta), al Miss Mundo.

“SON MUY FEAS”, SEGÚN JURADO NIGERIANO.- 

                En Lagos se realizó un concurso entre ocho finalistas para elegir a una Miss Nigeria para el Miss Mundo, pero las autoridades se negaron a nombrar a una ganadora diciendo que las chicas eran demasiado “feas” para representar al país en el extranjero. Al final, y en medio de las protestas, el jurado tuvo que decidir y entre las poco agraciadas candidatas coronaron a Martha Bassey de 16 años como “Miss World Nigeria 1963”. Sin embargo, Morley la rechazó por no tener la edad mínima requerida que era de 17 años. La primera finalista, Therese Gina Onyejiaka de la ciudad de Enugu, tenía 24, pero los organizadores se negaban a enviarla a Londres. La señorita Onyejiaka envió una carta a Mecca Dancing explicando la situación pero Morley le contestó diciendo que lamentablemente no podían cubrir con su traslado aéreo a la capital británica porque de hacerlo con ella, tendrían que hacerlo con todas las demás. Un portavoz de la competencia de Miss Mundo dijo a los periodistas que los funcionarios nigerianos todavía buscaban a una chica digna de representar al país, sin embargo, Morley daba por descontado que ya Nigeria no participaría ese año.

ALGUNOS CONCURSOS NACIONALES.-

                El 31 de Diciembre de 1962 se realizó el concurso de “Miss Francia 1963” en el Gran Teatro de Burdeos, resultando ganadora Miss Ile de France, Muguette Fabris de 22 años y 169 cm de estatura, profesora de matemáticas en un liceo de Angouleme. Fue muy publicitado su parecido con la reina egipcia Cleopatra. Participaron 18 candidatas.

                Después de haber recibido la primera invitación de Morley en 1960, Malasia (que hasta el año anterior se conocía como Malaya) organizó un certamen nacional para el Miss Mundo el sábado 20 de Abril de 1963 en el Estadio Negara de Kuala Lumpur, resultando elegida Catherine Loh de 19 años, 168 cm de estatura, de Brunei Town, como “Miss Malasia 1963”. La nueva reina fue coronada por la actriz francesa Capuccine en un evento que contó con la participación de 25 candidatas de toda la federación. En segundo y tercer lugares quedaron Anne Woodford y Alice Woon, ambas de Singapur. Catherine había sido “Miss Brunei” durante tres años consecutivos. En vísperas de su viaje a Londres y cuando Brunei había decidido no formar parte de la Federación Malasia, se especulaba que Catherine no iba a poder representar a ese país en el Miss Mundo. Sin embargo, ella mostró su partida de nacimiento (había nacido en Sabah) por lo tanto, aunque residía en Brunei, ella era de nacionalidad malaya.

Milagros a la izquierda, junto a Miss Venezuela 1963, Irene Morales
(al centro) y la segunda finalista, Norah Luisa Duarte (derecha).

                Miss Venezuela para Miss Mundo, Milagros Eugenia Galíndez Castillo nació en Caracas el 25 de enero de 1940, bajo el signo Acuario, tenía 23 años de edad, medía 1,64 m de estatura, tenía el cabello negro y ojos pardos. Llegó al Miss Venezuela 1963, a través de la periodista de la época, Mariahé Pabón, quien al verla la invitó para que participara en el magno evento de la belleza nacional; Mariahé fue la encargada de hablar con su madre para solicitar el permiso y luego la llevó a las oficinas del concurso. Los organizadores al ver a Milagros, observaron que cumplía con los requisitos para ser Miss y le preguntaron qué Estado quería representar, a lo que Galíndez, respondió: “Quiero ser Miss Miranda”, debido a que en esa entidad era conocida por haber sido años antes “Reina de los Carnavales de Los Teques” y “Reina de la Marina”. Ella ya había tratado de participar en el Miss Venezuela  en 1956 cuando fue candidata al Miss Distrito Federal, pero por presión de sus hermanos mayores quienes eran militares, declinó su participación. Sus medidas de busto, cintura y caderas eran 90, 63 y 92 cm, respectivamente. Pesaba 58 kilos. Era secretaria ejecutiva bilingüe. En la “Semana de la Belleza”, la cual se efectuó días antes de la final, las Misses realizaron varias actividades como asistir a una misa en la Catedral de Caracas, colocaron ofrendas florales al Libertador en la Plaza Bolívar, visitaron los medios de comunicación. Realizaron el desfile en traje de baño en el Club Valle Arriba, el cual fue en privado para los miembros del jurado e invitados especiales, desfilaron en traje de baño entero en color negro. El jueves 30 de mayo de 1963 se celebró el Miss Venezuela el cual fue transmitido por Radio Caracas Televisión, desde el teatro París de Caracas. Las 18 participantes realizaron tres desfiles: Traje deportivo, traje de coctel y traje de gala. Milagros Galíndez desfiló un traje de noche muy formal o señorial, en color negro con mangas, el cual compró en Tiendas Selemar; recuerda que cuando estaba desfilando, la orquesta, que estaba a los lados de la pasarela, comenzó a tocar el Vals “Dama Antañona”, tonada que siempre le recuerda su grata participación. Esa noche de la elección las ganadoras no fueron coronadas ni les impusieron las bandas, eso se realizó en el “Gran Baile de Coronación” de Miss Venezuela 1963, el cual se realizó el viernes 14 de Junio, en el Salón Venezuela del Círculo Militar. Milagros no obtuvo premio en metálico, solo el pasaje aéreo con un acompañante a Londres, y el vestido de gala, para la noche final del Miss Mundo, se lo obsequió Tiendas Selemar, patrocinador del Miss Venezuela al igual que Helene Curtis. A Londres la acompañó su mamá, Doña Carmen Luisa Castillo de Galíndez. Su traje típico fue el tradicional venezolano, estilo llanera en color blanco con amplia falda de encajes, el cual adornó con collares y varias pulseras; en el cabello utilizó dos cayenas rojas. El vestido de gala fue realizado en torchón color blanco, ceñido al cuerpo del cual salía una falda estilo sirena, era strapless, también de Selemar.

                El viernes 14 de Junio, en Niagara Falls, se realizó el certamen “Miss Dominio de Canadá 1963” con la participación de 12 candidatas en el evento organizado por John Bruno de Hamilton. La ganadora fue Jane Kmita, una enfermera de 24 años de Regina,  Saskatchewan, quien sería la representante de Canadá tanto en el Miss Universo como en el Miss Mundo. Las finalistas fueron Ingrid Kanper de 20 años, de Niagara-on-the-Lake, Ontario y Glennis Hermanson, también de 20, de Hull, Quebec.

Miss Brasil

                El 22 de Junio se efectuó el “Miss Brasil 1963” en el Gimnasio de Maracanãzinho, en Rio de Janeiro. Vera Lúcia Ferreira Maia, quien quedó en tercer lugar, fue la encargada de representar a su país en el Miss Mundo. Era la tercera vez consecutiva en que el extinto estado de Guanabara tenía ese honor. La ganadora del Miss Brasil, Ieda María Vargas, ganó el título de Miss Universo semanas más tarde.

                El viernes 2 de Agosto se celebró la elección de “Miss Jamaica 1963” en el Hotel Sheraton de Kingston con la participación de 15 candidatas, en un evento patrocinado por la Jamaican Broadcasting Corporation. La ganadora fue “Miss Pepsi Cola” Carole Joan Crawford, en ese momento con 20 años de edad y quien había sido bautizada con ese nombre en honor a la legendaria actriz Joan Crawford, con quien mantenía correspondencia. Entre los premios, Carole recibió un pasaje aéreo para dos personas con gastos pagos por una semana para la ciudad de Nueva York y de allí a Londres para el Miss Mundo. Las finalistas fueron Jean Murray y Merle Fray.

                El sábado 31 de Agosto se llevó a cabo el Miss USA para Miss Mundo en Huntington, Virginia Occidental. Este título lo ganó la señorita Michele Bettina Metrinko, una estudiante de la Universidad de Georgetown en Washington DC, de 18 años, oriunda de la ciudad de Nueva York y quien meses antes había participado en el Miss USA para Miss Universo como Miss Distrito de Columbia, quedando allí como Primera Finalista. Curiosamente concursó en Miami Beach con su hermana, Marsha Barbara Metrinko, quien fue Miss Maryland y quien también la acompañaría a Londres. Michele, con 172 cm de estatura y medidas 90-60-90, se encontraba estudiando una carrera para ejercer en el cuerpo diplomático y esperaba trabajar en el servicio exterior. Las finalistas fueron Kathy Miller de Alabama, Diane Budan de Ohio, Kathleen Barden de Arkansas y Sandy Bawol de Missouri. Compitieron un total de 45 participantes.

                En países como Colombia, México y Chile no hubo concurso nacional para el Miss Mundo sino que las representantes fueron seleccionadas a través de castings en sus respectivas naciones. La mexicana Ana Beatriz Martínez Solórzano de 17 años y 1,60 m de estatura, fue animada a entrar al casting por el conductor argentino Raúl Astor, ganando el derecho de representar a México en el Miss Mundo después de muchos años de ausencia. Por su parte, Miss Chile, Pilar Aguirre, era una santiaguina de 1,60 m de estatura, que hablaba perfectamente Inglés y había sido elegida en un casting a puertas cerradas. Mientras tanto, en Perú, quienes tenían los derechos de Miss Mundo, tampoco hicieron concurso. Decidieron enviar a una de las chicas que había participado en el Miss Venus 1959,  Lucía Buonanni Dawson, quien había quedado con la “espinita” de ir a un concurso internacional a pesar de no haber ganado el “Miss Venus”; al parecer estaba dispuesta a costearse sus gastos de viaje al Reino Unido.

                La noche del sábado 19 de Octubre en el Estudio 3 de Canal 9 se realizó la elección de “Miss Cosmética Argentina 1963” para el Miss Mundo en Londres con la presencia de tres reinas internacionales, Miss México, Miss Chile y Miss Perú, quienes fueron invitadas por la Sra. Nelly Raymond para coronar a la nueva soberana. La ganadora fue Diana Sarti, de 18 años y 1,67 m de estatura quien venció a otras catorce finalistas. Diana era estudiante y se preparaba para ingresar a la facultad de Ingeniería Electrotécnica, hablaba francés y algo de inglés. Como princesas fueron coronadas Ada Banegas y Norma Oyon. Antes de su viaje a Londres, Diana compitió en el certamen “Miss Objetivo Internacional” en Brasil. En julio de 1964, Diana representó al país nuevamente en el certamen “Miss Naciones” celebrado en Palma de Mallorca, España.

Miss Chile, Miss Mexico y Miss Perú junto a las candidatas al Miss Argentina

TRAMOYA INGLESA.-

                La elección de “Miss Reino Unido 1963” se celebró el martes 3 de Septiembre en el Estadio Open-Air Bath de Blackpool, evento que fue ganado por Diane Westbury de 19 años, de Ilkeston, Derbyshire, quien había cambiado su apellido original Hickingbotham para entrar al mundo de los concursos de belleza. Previamente había ganado el título de “Miss Britain” que le dio el derecho de representar a Inglaterra en el Miss Internacional celebrado en Long Beach el 16 de Agosto donde clasificó como Primera Finalista (la mejor clasificación de una inglesa en ese concurso hasta ese momento). Al ser coronada como Miss Reino Unido, ganó un premio de Mil guineas (1050 libras esterlinas). Las finalistas de Diane en el certamen de Blackpool fueron Maureen Gay y Sylvia Sidney (quien en realidad era Ann Sidney y que luego ganaría el Miss Mundo un año más tarde)..

                Después del concurso se armó un escándalo, pues dos de los cuatro jurados, el tenor David Whitfield y el cantante Lonnie Donegan habían reclamado que no habían votado por Diane sino por Maureen para ganadora, mientras que el comediante Max Bygraves había votado por Sylvia Sidney y Eric Morley, el cuarto y último jurado, por Diane Westbury. El problema fue que un quinto jurado no asistió al evento y quedando solo cuatro jurados, la decisión del Voto por Mayoría se complicaba. Tras el incidente, el Alcalde de Blackpool prometió hacer una profunda investigación acerca de lo sucedido y el título de “Miss Reino Unido” quedó temporalmente vacante hasta el final del proceso, el día viernes 13 de Septiembre. Ese día, en rueda de prensa, Morley logró demostrar con su teoría del Voto por Mayoría que la ganadora en efecto había sido Diane. El director de Mecca Dancing explicó que con este sistema, para que una chica ganara tenía que tener mayoría absoluta de 3 de 4 jurados; como esto no ocurrió, tenían que contar entonces la mayoría de segundos lugares. En este caso, de las siete últimas finalistas, Whitfield y Donegan habían votado ambos por Maureen Gay en primer lugar, Diane Westbury en segundo y Sylvia Sidney en tercero. En tanto que Bygraves había dado el primer lugar a Sylvia Sidney, segunda Westbury y quinta Gay; y Morley había votado por Westbury, segunda Sidney y séptima Gay. Al ninguna haber obtenido 3 votos para ganadora, se contaron los segundos lugares y allí fue como se demostró que Diane Westbury había sido la ganadora correcta con un primer lugar y tres segundos.

LA LLEGADA A LONDRES.-

Miss Argentina

                La 13° edición de Miss Mundo se realizaría del 1 al 8 de Noviembre, como de costumbre, en la capital británica. Como siempre, días antes, comenzaron a llegar a Londres las beldades de todo el planeta. La primera en hacerlo fue Miss Sudáfrica, quien arribó al aeropuerto internacional inglés el jueves 24 de Octubre. El sábado 26 de Octubre partió de Montego Bay rumbo a Nueva York en un avión de la BOAC, la Miss Jamaica, Carole Joan Crawford acompañada de su señora madre. Estuvo en la ciudad de Nueva York por cuatro días como invitada de la “Cornwall College Old Boys Association” y estimaba su llegada a Londres el jueves 31 de Octubre. El día lunes 28 llegó Miss Malasia, mientras que el martes 29 arribaron Miss Canadá, Miss Nueva Zelanda y Miss Chipre. El miércoles 30 de Octubre hicieron acto de presencia Miss Dinamarca, Miss Argentina, Miss Túnez, Miss Estados Unidos, Miss Surinam y Miss Israel, estas tres últimas llegaron con sus hermanas Marsha Metrinko, Rita Hardjo y Miriam Talmi, quien por cierto era hermana gemela de Sara, la concursante israelí. El jueves 31 de Octubre llegó un gran contingente de 22 candidatas para totalizar 33 concursantes al final de ese día. Mientras tanto, las que ya habían llegado días antes tomaron paseos por la ciudad y recibieron a los periodistas en el Hotel Waldorf, donde se encontraban hospedadas. La mayoría de las candidatas entrevistadas dijeron a los medios que aspiraban a convertirse en esposas y madres. Sin embargo, a su llegada al aeropuerto, Miss Luxemburgo, Triny Paulos, dijo: “Odio a los hombres. A todos ellos. No tengo intención de casarme, no tengo ninguna razón para eso en lo absoluto. Parece que no tengo mucho tiempo para ellos”. A Miss Canadá, que era enfermera, le tocó atender a Miss Malasia, quien por el cambio de temperatura cayó en cama con un fuerte resfriado. Miss Brasil compartía habitación con Miss Venezuela y Miss Colombia, y en el cuarto de al lado, que tenía comunicación directa con la habitación de las sudamericanas, estaban Miss España y Miss Portugal. Las cinco convirtieron las dos habitaciones en una sola y se ayudaban mutuamente compartiendo ropa, zapatos y maquillajes entre ellas.

CANDIDATAS

NO PARTICIPARON

PRESENTACIÓN A LA PRENSA.-

Bolivia, Colombia, Venezuela, Argentina, Mexico y Brasil

                La acostumbrada Presentación a la Prensa, actividad que daba inicio oficial al certamen de Miss Mundo, se llevó a cabo en el Lyceum Ballroom de Londres el viernes 1ero. de Noviembre en horas vespertinas. Temprano ese día habían llegado dos concursantes más: Miss Japón y Miss Reino Unido, quienes junto a sus otras 33 compañeras posaron en trajes de baño de una pieza para los reporteros gráficos. Ellas fueron: Miss ARGENTINA (Diana Sarti), Miss AUSTRIA (Sonja Russ), Miss BÉLGICA (Irène Godin), Miss BOLIVIA  (Rosario Lopera), Miss BRASIL (Vera Lúcia Ferreira Maia), Miss CANADÁ (Jane Kmita), Miss CEILÁN (Jennifer Anne Fonseka), Miss COLOMBIA (Maria Eugenia Cucalón Venegas), Miss CHIPRE (Maro Zorna), Miss DINAMARCA (Aino Korwa), Miss FINLANDIA (Marja-Liisa Ståhlberg), Miss FRANCIA (Muguette Fabris), Miss ALEMANIA (Susie Gruner), Miss GRECIA (Athanasia “Soula” Idromenou), Miss HOLANDA (Elsa Onstenk), Miss ISLANDIA (Maria Ragnarsdóttir), Miss IRLANDA (Joan Power), Miss ISRAEL (Sara Talmi), Miss JAMAICA (Carole Joan Crawford), Miss JAPÓN (Miyako Harada) Miss JORDANIA (Despo Drakolakis), Miss COREA (Keum-shil Choi), Miss LIBERIA (Ethel Zoe Norman), Miss LUXEMBURGO (Catherine “Triny” Paulus), Miss MALASIA (Catherine Loh), Miss MÉXICO (Ana Beatriz Martínez Solórzano), Miss NUEVA ZELANDA (Elaine Miscall), Miss SUDÁFRICA (Louise Crous), Miss ESPAÑA (Encarnación Zalabardo), Miss SURINAM (Virginia Blanche Hardjo), Miss SUECIA (Grete Qviberg), Miss TÚNEZ (Claudine Younes), Miss REINO UNIDO (Diane Westbury), Miss ESTADOS UNIDOS (Michele Bettina Metrinko) y Miss VENEZUELA (Milagros Eugenia Galíndez Castillo). Miss Israel engañó a la prensa cuando su hermana Miriam se hizo pasar por ella en la presentación luciendo un traje de baño. Todas las concursantes lucían en su pecho un botón con el nombre del país que representaban. Las primeras favoritas de la prensa fueron las representantes de Dinamarca, Finlandia, Suecia, Alemania, Sudáfrica y el Reino Unido.

MISSES VIGILADAS.-

                Los patrocinadores del concurso Miss Mundo colocaron guardias alrededor del hotel de las chicas en un movimiento para disuadir a los posibles Romeos. Peter Wild, uno de los patrocinadores, dijo: “Estamos vigilando todas las puertas, y es imposible que ninguna de las chicas salga del hotel sin supervisión”. También es imposible para cualquiera llegar a ellas e intentar salir con ellas”. “Incluso tenemos chaperonas que escuchan las conversaciones telefónicas”, dijo Wild. A diario, las concursantes recibían docenas de llamadas telefónicas y cada llamada debía ser chequeada por la jefa de chaperonas, la señorita Gibbons. Los trucos favoritos de los caballeros que deseaban tener encuentros con las Misses eran siempre los mismos. Se hacían pasar por amigos de su país de origen, por primos, tíos, reporteros, fotógrafos… También aquellos que decían que traían mensajes de sus padres o que tenían que entregar un obsequio, o deseaban que les firmaran un autógrafo o, sencillamente, los que decían que querían tener una cita con una de ellas. La señorita Gibbons filtraba todas esas llamadas. Si se trataba de un periodista o fotógrafo preguntaba el nombre del medio y cotejaba si era cierto. Si se trataba de un pariente o un amigo, le pedían que dejara su número para chequear con la candidata si era cierto, y de serlo, ella devolvería la llamada. Si traían obsequios o deseaban firmas de  autógrafos, podían dejarlos en la recepción del hotel, y a los que tenían la osadía de pedir citas, se les decía que las chicas no tenían tiempo para eso aunque quisieran.

Dinamarca, Suecia y Finlandia

                Hubo una conmoción cuando un teniente del ejército con su uniforme, se llegó una noche al Hotel Waldorf e intentó  invitar a salir a Miss Sudáfrica, Louise Crous, de 21 años. El teniente explicó que una concursante de Miss Mundo era uno de los “objetos” que debían ser adquiridos en una de las pruebas de iniciación. El militar se escuchaba genuino y hasta abochornado y la señorita Gibbons le pidió el nombre de su compañía y regimiento para ella poder llamar al oficial a cargo y corroborar la historia. El teniente se sintió tan avergonzado que salió del hotel despavorido. Media hora después, un segundo oficial de la armada llegó al hotel con la misma solicitud. Le dio a la Srta. Gibbons los datos de su comandante y ella pudo confirmar la historia. Entonces, a Miss Sudáfrica se le dio autorización para ser escoltada a las barracas por el joven oficial donde pasó un rato maravilloso. La señorita Gibbons solo imaginaba el rostro sorprendido del primer soldado cuando vio llegar a su compañero de brazos con la reina de belleza!.

Alemania y Holanda

 OTRAS ACTIVIDADES.-

                El sábado 2 de Noviembre, las 35 participantes que hasta el momento habían llegado, comenzaron a ensayar en el Lyceum Ballroom. Por la noche asistieron a la cena de bienvenida auspiciada por la línea aérea Air France. En la cena presentaron un modelo en miniatura del avión supersónico Concorde. Los gobiernos francés y británico habían firmado en noviembre de ese año un acuerdo para el diseño, desarrollo y producción conjunta del Concorde por la British Aircraft Corporation y Sud Aviation de Francia. Miss España se dobló un tobillo bailando twist en la fiesta de bienvenida y pasó varios días atendiendo las actividades oficiales del concurso postrada en una silla de ruedas. El domingo 3, las concursantes fueron a la iglesia, hicieron un recorrido turístico por los más icónicos lugares de la capital inglesa, como la Catedral de San Pablo y el Puente de Londres. Presenciaron el cambio de guardia en el Palacio de Buckingham y la manifestación Anti-Apartheid que tuvo lugar en la plaza de Trafalgar; asistieron ese mismo día a un almuerzo en la mansión del Décimo Tercer Duque de Bedford y su esposa Nicole Milinair en Woburn Abbey.

Finlandia, Francia y Alemania

                A esta actividad asistieron todas las candidatas con excepción de Miss Malasia, quien pidió un permiso especial para ir a conocer a su artista favorito, el cantante de pop británico Cliff Richards en el Paladium de Londres. Catherine dijo que siempre había querido conocer a Cliff. Cuando él estuvo por última vez en Singapur el año anterior, Catherine no pudo reunir suficiente dinero para ir a escucharlo cantar. Entró al concurso de Miss Mundo principalmente porque al convertirse en Miss Malasia pensó que podría tener la oportunidad de conocer al famoso cantante. Tan pronto como fue elegida Miss Malasia, escribió a los organizadores en Londres pidiéndoles que cumplieran su sueño. Ella finalmente tuvo su soñada cita con Cliff ese domingo…

                Por la noche, las jóvenes fueron a una cena especial en el Restaurante “Baron of Beef” en Gutter Lane. Durante ese fin de semana llegaron tres candidatas más: Miss CHILE (María del Pilar Aguirre Gómez), Miss PORTUGAL (Maria Penedo) y Miss TURQUÍA (Gulseren Kocaman).

Liberia, Surinam y Dinamarca

                El lunes 4 visitaron la Cámara de los Comunes en el Palacio de Westminster donde almorzaron, como ya era costumbre, con los parlamentarios. Ese día llegaron a Londres la Miss Mundo 1962, Catharina Lodders y la Miss PERÚ (Lucia Buonanni Dawson). Por la noche, las concursantes asistieron a una cena bailable en el Stork Club. El día martes 5 arribó a la ciudad la última candidata: Miss NIGERIA (Therese Gina Onyejiaka) quien finalmente logró pagar el viaje de su bolsillo. La otra concursante que era esperada a última hora, Miss ITALIA (Gianna Serra) nunca llegó a Londres.  Las 40 candidatas asistieron ese martes a un almuerzo ofrecido por el Variety Club de la Gran Bretaña en el Hotel Savoy a donde llegaron vistiendo sus trajes típicos y con regalos que serían subastados a beneficio de la caridad. Este evento contó con la honorable presencia del Alcalde de Londres, Sir Ralph Perring. El miércoles 6 fue día de ensayo general y peluquería en el salón “La Belle” en Aldwych.

Corea y Japón

                Cuando las 40 concursantes en el concurso desfilen ante los jueces, las cámaras y el público la noche de la final, todas estarán sonriendo en el momento justo. Cuando se nombre a la ganadora de la corona y el premio valorado en USD 7.000, la sensación abrumadora entre las 39 perdedoras probablemente será de alivio en lugar de decepción. Las chicas habían quedado aisladas de todos los contactos externos en Londres. Los organizadores del Miss Mundo y otros concursos de belleza hacían esto para preservar un aura de respetabilidad. En realidad había poco de qué preocuparse. “‘Los lobos’, y realmente no hay muchos, no llegarán a ninguna parte con estas chicas”, dijo una chaperona. “No porque las chicas no estén interesadas en los hombres. Es porque están demasiado ocupadas”. Algunas de las jóvenes están compitiendo en un concurso de belleza por primera vez, y algunas encuentran que seguir posando con una sonrisa de pasta dental era una tarea rutinaria. Michele Metrinko, Miss EEUU no se veía perturbada por la rutina del concurso. “Te sientes como quieres sentirte cuando desfilas frente a la audiencia y los jueces. Todo está en lo que piensas de ti misma”, dijo. “Pero”, agregó, “una pequeña sonrisa al final de la pasarela siempre ayuda”.

DECLARACIONES DE MISS MUNDO.-

                Lo primero que dijo Catharina Lodders al llegar a Londres el lunes 4 de Noviembre fue “me siento feliz de no ser yo quien reciba la corona el jueves”. Catharina pagó caro el año de gloria y el capital que le reportó la victoria debido a que por múltiples viajes había perdido a su novio Hans Elsinga de 28 años, propietario de un garage en Amsterdam. “Pensé que mi felicidad estaba completa cuando gané la corona de Miss Mundo, pero ahora he perdido a mi novio. Nuestra relación se terminó. La corona me costó mi amor” dijo a los medios. Sin embargo, el futuro tenía mejores cosas destinadas para ella…

OTRA IMPOSTORA.-

                Mientras las candidatas paseaban por la ciudad, dos caballeros de un pequeño país europeo se acercaron a las oficinas de Morley y dijeron que querían que su candidata ganara no solo por el prestigio sino para también incrementar el comercio en su país. Pidieron a Morley que entrenara a la candidata de manera privada y la aconsejara para que pudiera ganar, y si ganaba, entonces le pagarían a Morley £1000 por sus servicios. Morley les respondió que la concursante recibiría el mismo entrenamiento que las otras chicas en los ensayos y que si ella ganaba, él estaría muy agradecido si entregaban esos £1000 a obras de caridad. Los hombres se quedaron boquiabiertos y desde ese momento Morley no volvió a saber de ellos…

LA ELECCIÓN.-

                Finalmente, la noche del jueves 7 de Noviembre fue la de la gran final del Miss Mundo 1963, evento organizado por Mecca Dancing.  Como ya era tradicional, a las 7:15 de la noche se abrieron las puertas del Lyceum Ballroom al público y a las 7:55, Joe Loss y su orquesta comenzaron a tocar para anunciar que ya estaban a punto de comenzar con la velada de elección y coronación de la nueva Miss Mundo. A las 8 en punto de la noche, ocho trompeteros de la Banda Real de Guardias a Caballo, con el permiso del Coronel Julian Berry tocaron una fanfarria que anunciaba el inicio oficial del evento de belleza. El mánager del Lyceum, Sr. David Havell dio la bienvenida oficial y presentó al organizador del evento y Director de Mecca Dancing, Eric Morley, quien como siempre, dio unas breves palabras a la audiencia y presentó al panel de 9 jurados. Ellos fueron:

1- El empresario británico de origen sudafricano Billy Butlin, director general de numerosos parques de camping.

2- John Ian Robert Russell, 13° Duque de Bedford.

3- Janet Mountbatten, Marquesa de Milford Haven.

4- El actor inglés John Mills.

5- Charles Eade, periodista y miembro del Concejo de la Unión de Prensa de la Mancomunidad, quien fungió nuevamente como Presidente del jurado.

6- El comediante, cantante y actor inglés Peter Sellers.

7- La Marquesa de Tavistock, Henrietta Joan Tiarks-Russell.

8- El Alto Comisionado de Trinidad para el Reino Unido, Learie Constantine.

9- El guionista y productor de cine estadounidense Carl Foreman.

                Enseguida, comenzó la procesión de naciones en traje de gala en lo que se llamaba “Naciones del Mundo”, que fue grabado por la BBC para mostrarlo al inicio de la transmisión. Morley las iba presentando una a una en orden alfabético con el nombre del país representado y las candidatas salían de atrás del escenario bajando las escalinatas dispuestas sobre el mismo para colocarse en sus posiciones finales. Una vez todas las concursantes estuvieron sobre el escenario al cierre de la presentación, se entonó el Himno Nacional británico.

                Tras esto, fueron presentadas las 40 concursantes en forma individual en su desfile formal en traje de gala, siendo divididas en dos grupos de 20 aspirantes, de Argentina a Jamaica y de Japón a Venezuela. Durante unos cuatro minutos, Joe Loss y su orquesta hicieron un intermedio musical mientras las chicas se preparaban para su próximo desfile. Llegó entonces el momento de la presentación en traje de baño, nuevamente en orden alfabético y divididas en dos grupos, con los pajes ayudando a quitar las capas con las cuales llegaban las candidatas al escenario para ser evaluadas por el jurado calificador.

                A las 9:10 pm comenzó la transmisión del concurso por las pantallas de la BBC1, evento presentado para la televisión por Humphrey Fisher con Brian Johnston de comentarista, mostrando el pregrabado que hicieron a las 8 de la noche con el desfile de las 40 aspirantes en las “Naciones del Mundo” y al concluir la transmisión de este segmento fueron en vivo y directo ininterrumpidamente durante 55 minutos (de los 50 minutos originales pautados). Tras la presentación individual de cada una de las participantes, Morley llamó a escena al Maestro de Ceremonias, Peter West, quien debía anunciar a las 15 semifinalistas, pero los resultados no estaban listos durante la transmisión en vivo y West debió improvisar pidiendo nuevamente a Joe Loss y a su orquesta a amenizar la velada mientras Morley apuraba al auditor, Charles Jacobs, a entregar la lista con las semifinalistas. El problema es que en el puesto 15 hubo un empate entre varias concursantes y entonces Morley decidió a último momento que en lugar de 15 serían solo 14 las semifinalistas. Peter West procedió a llamarlas en orden alfabético y ellas fueron:

                Miss BRASIL (Vera Lúcia Ferreira Maia de 20 años, una asistente de cirujano de Rio de Janeiro); Miss CEILÁN (Jennifer Anne Fonseka de 18 años, una mecanógrafa de Colombo aunque era residente en Londres); Miss COLOMBIA (María Eugenia Cucalón Venegas de 18 años, una modelo profesional de Neiva, Huila); Miss DINAMARCA (Aino Korwa de 20 años, una modelo y secretaria de Copenhague, quien venía de ser Primera Finalista en Miss Universo); Miss FINLANDIA (Marja-Liisa Ståhlberg de 19 años, una empleada bancaria de Helsinki); Miss FRANCIA (Muguette Fabris de 23 años, una profesora de matemáticas de Naintre); Miss JAMAICA (Carol Joan Crawford de 21 años, una modelo de Kingston); Miss COREA (Keum-shil Choi de 22 años, una oficinista de Seúl); Miss LIBERIA (Ethel Zoe Norman de 23 años, una telefonista de Monrovia); Miss MALASIA (Catherine Loh de 19 años, una estudiante de Brunei Town -hoy Bandar Seri Begawan-); Miss NUEVA ZELANDA (Elaine Miscall de 19 años, modelo profesional de Wellington); Miss SUECIA (Grete Qviberg de 19 años, modelo de Estocolmo); Miss REINO UNIDO (Diane “Hickingbotham” Westbury de 20 años, modelo de Ilkeston, Derbyshire); y Miss ESTADOS UNIDOS (Michele Bettina Metrinko de 18 años, una estudiante de diplomacia que dominaba el español y el ruso, de la ciudad de Nueva York). Las 14 semifinalistas desfilaron brevemente y en forma individual en traje de baño ante la audiencia y el jurado, para luego hacerlo en grupos de siete.

                Tras esto, Peter West anunció a las 7 finalistas, quienes fueron Miss DINAMARCA, Miss FINLANDIA, Miss FRANCIA, Miss JAMAICA, Miss NUEVA ZELANDA, Miss SUECIA y Miss REINO UNIDO. Enseguida, West entrevistó individualmente a cada una de las finalistas. Miss Dinamarca contó que trabajaba como modelo en Nueva York y que en Copenhague presentaba un programa de televisión. Entró al concurso de Miss Dinamarca debido a que su novio había enviado sus fotos sin su consentimiento, esperando ganar algún dinero por una apuesta si ella lograba ser una de las finalistas. Miss Finlandia contó que trabajaba para una entidad bancaria como relacionista pública, vivía con su madre y no tenía novio. Miss Francia dijo que en el caso de ganar y con el dinero del premio montaría una tienda de ropa en su país; Miss Jamaica contó que trabajaba para la empresa de su padre y que hacía modelaje ocasional, que su traje de baño, que había causado sensación en la audiencia, lo había adquirido en Miami y habló de las maravillas naturales de Jamaica, “Ven a ver las hermosas playas de arena blanca en casa. Te encantarán” dijo a West. Miss Jamaica fue la candidata más ovacionada por el público!!. Miss Nueva Zelanda dijo que vivía con sus padres y hermano en Wellington, que deseaba convertirse en cantante y que durante sus estudios de secundaria era una consumada atleta. Miss Suecia confesó que había nacido en Oslo, que le gustaba viajar y bailar twist, que había hecho trabajos de modelaje en París y que no le gustaba el estilo de peinado que usaban Los Beatles porque no le gustaban los hombres con el cabello largo. Miss Reino Unido, también bastante aplaudida por ser la chica local, contó que había sido segunda en el Miss Internacional y que no era supersticiosa pues en varios concursos había sido la candidata número 13 y le había ido muy bien. Tras la entrevista, las siete finalistas hicieron un último desfile donde el jurado evaluaría su porte.

Colombia, Chile, Ceilán, Canadá, Brasil, Bolivia, Bélgica y Austria

                Tras esto, el escenario giró para presentar a la Miss Mundo saliente, la holandesa Catharina Lodders, quien estaba sentada en su trono esperando el desenlace del certamen, mientras las finalistas  esperaban detrás del escenario. West llamó al escenario a Alan B. Fairley de Mecca Dancing quien entregaría los premios y a Eric Morley quien anunció los resultados en orden inverso, comenzando con la quinta posición.

                En el quinto lugar clasificó Miss SUECIA, Grete Qviberg, ganadora de 100 libras esterlinas; en la cuarta posición, Miss DINAMARCA, Aino Korwa, quien recibió un cheque por £150; en el tercer puesto y ganadora de 250 libras de premio, Miss FINLANDIA, Marja-Liisa Ståhlberg; en segundo lugar y como Finalista de Miss Mundo, Miss NUEVA ZELANDA, Elaine Miscall quien obtuvo un cheque por £500. Todas las finalistas recibieron un trofeo de plata en forma de globo terráqueo y las dos primeras, adicionalmente, tiaras sobre sus cabezas colocadas por Fairley.

                Y MISS MUNDO 1963, ganadora de un cheque por 2500 libras esterlinas y una prueba cinematográfica de Columbia Pictures, Miss JAMAICA, Carole Joan Crawford. La flamante Miss Mundo salió de detrás de bambalinas ya con su banda de Miss Mundo, subió las escalinatas donde la esperaba Catharina Lodders quien le puso su capa de armiño y puso sobre sus sienes la brillante corona, mientras Alan B. Fairley entregaba el trofeo de plata y uno de los pajes, el cetro real. Tras desfilar por el escenario del Lyceum Ballroom mientras se escuchaba la famosa marcha de coronación entonada por la orquesta de Joe Loss, la nueva Miss Mundo posó para los fotógrafos junto a su cuadro de honor.

                La diminuta Carole, de solo 1,59 m de estatura (la Miss Mundo de más baja estatura en la historia del certamen), una modelo y secretaria de 21 años de edad que le apasiona nadar, bailar y jugar tennis, de ojos color avellana y cabellos castaño oscuro, medidas corporales 83-55-83, se había convertido en la décimo tercera Miss Mundo y la primera de la isla caribeña de Jamaica. Contó con el apoyo absoluto de la audiencia, más no de los apostadores, que la catalogaban 50 a 1 en sus preferencias. Confesó que estaba sorprendida por su triunfo, que regularmente estaba en contacto con la actriz Joan Crawford a través de la correspondencia y que utilizaría el dinero del premio para hacer un tour mundial. “Quiero conocer Disneylandia y también México” contó la flamante reina. “Realmente nunca lo esperé”, dijo la señorita Crawford después de su elección en el adornado Lyceum Ballroom de Londres. “Estoy emocionada pero estoy segura que lo estoy disfrutando”. “Pensé que ganaría Miss Reino Unido” concluyó.

                Lo primero que hizo como Miss Mundo fue correr al teléfono y hacer una llamada de larga distancia a su padre Vinton Crawford, dueño de la Tropical Trading Company en Kingston. Su madre, la Sra. Edna May Crawford, la vio ganar. “Pensé que podría meterse en las primeras quince. Cuando logró entrar a las primeras siete, estaba encantada. Pero dejé de pensar en su victoria. Me siento muy orgullosa”. Este año no hubo lágrimas ni gritos enojados de las perdedoras, en público. Hubo algunas razones excelentes para eso. Los organizadores llevaron a las perdedoras a sus camerinos y colocaron vigilantes en las puertas. No se permitieron reporteros cerca de ellas. La ganadora se rió de la sugerencia de que habían habido celos o sentimientos negativos entre las perdedoras. “No hubo críticas”, dijo. “Nadie me dijo nada desagradable. Solo escuché cosas bonitas”. Sin embargo, más tarde, algunas chicas dieron su opinión acerca del resultado. Miss Nueva Zelanda confesó que dio un grito ahogado cuando escuchó el resultado final. “Debo decir que me quedé un poco sorprendida al escuchar el veredicto. Yo no la habría escogido a ella como la ganadora pero cada quien tiene su propio concepto de lo que es la belleza”.

                La fiesta de coronación se celebró, como siempre, en el Café de París, donde se entregaron los premios al sexto lugar, Miss Francia, Muguette Fabris, quien obtuvo 50 libras esterlinas, y el séptimo, que correspondió a Miss Reino Unido, Diane Westbury con £25. Al día siguiente, la flamante Miss Mundo recibió a los periodistas en su habitación en el hotel Waldorf, mientras desayunaba en la cama y leía la prensa donde anunciaban su triunfo. Tras eso, viajó a Glasgow, Escocia, donde atendió una visita de cortesía a la “Thompson Television International” y el día 12 de Noviembre partió de Londres para hacer una gira por el continente, cortesía de los organizadores del Miss Europa. Visitó Bruselas,  Hamburgo, Colonia, Bonn, Munich y Berlín, donde asistió el día 15 a la elección de “Mister Berlín” y donde recorrió el famoso muro que separaba a la Alemania Occidental de la Oriental. De allí permaneció unos días en París antes de regresar a Londres el día 20 de Noviembre. Al día siguiente, el jueves 21 de Noviembre, posó en el Hotel Waldorf para las fotos oficiales que se utilizarían en la emisión de unas estampillas oficiales que ordenó el gobierno de Jamaica en conmemoración de su triunfo. El viernes 22 regresó a Jamaica vía Nueva York donde fue recibida como toda una celebridad y donde recibió muchísimos homenajes.

                La transmisión del concurso fue vista por 9 millones de telespectadores a través de la BBC, empató en el primer lugar junto al programa “Royal Variety Performance” de ese mismo día y se convirtió en el cuarto programa más visto de esa semana.

REPORTAJE TRAS EL TRIUNFO.-

                Miss Jamaica, Carole Joan Crawford, era una modelo de 21 años y ayudaba como secretaria a su padre. Cuando ganó el concurso fue toda una sensación porque nunca antes había tenido una oportunidad como esa una chica de su tamaño y estadísticas. Siempre se pensaba que las chicas más altas, con figuras esculturales, eran las más propensas a ganar y ella no encajaba en esta imagen en lo absoluto. Ella es la concursante más pequeña en ganar el título.

                Sin embargo, ella merecía totalmente su victoria. En la noche del concurso, ella fue bastante sobresaliente y parecía una ganadora desde el momento en que apareció con un traje de baño sorprendentemente diseñado que la hacía parecer más alta de lo que era. Provocativamente su bañador tenía incorporado un cierre en el frente con la espalda al descubierto que dejó al público y a los televidentes extasiados. Tenía la forma de cubrir su figura en la parte delantera hasta el cuello, que también acentuaba su busto de 83 cm, y tenía un corte muy bajo que en ese momento era bastante único.

                “¡Sí, mi traje tuvo un efecto estimulante!”, admitió Carole. “Simplemente lo vi en una boutique mientras estaba en Miami y pensé que sería ideal para el concurso”. Miss Jamaica era una chica extremadamente bien educada e inteligente y, obviamente, no había pensado mucho en el estilo del traje de baño y el hecho de que mejoraría sus posibilidades de ganar.

                Pero la Miss Jamaica tenía ese algo que la hacía diferente y llamó la atención de los jueces. Su traje de baño tenía un estilo que le llegaba hasta el cuello en la parte delantera y la hacía parecer más alta, mientras que la mayoría de las otras chicas ese año usaban trajes de baño de corte muy bajo. La diferencia fue más marcada. Era una chica muy sincera y fácil de llevar con un peinado largo y natural que contrastaba dramáticamente con muchas de las otras competidoras que habían seguido la tendencia de moda de los estilos elegantes y elaborados. A pesar de ser una niña sin complicaciones, se sospechaba que la Miss Jamaica también era muy astuta y que no había usado mucho la psicología en su decisión de aparecer lo más natural posible en aquel traje de baño inusual que no solo aumentaba su estatura sino que también le acentuaba su bastante pequeño busto.

                Desde el momento en que apareció la joven en el escenario, era obvio que iba a ganar. Todos en la audiencia la aclamaron, pero luego se descubrió que ella no se veía tan bien en la televisión. Sin embargo, el gobierno jamaiquino estaba tan encantado con su triunfo, que incluso imprimieron una estampilla de Miss Mundo en su honor y se estima que fueron vendidos unos nueve millones de sellos que se convirtieron en objetos de colección.

                Por supuesto, una afortunada Miss Mundo es aquella que tiene a una madre genuina que permanece en segundo plano y se siente orgullosa de ella. Pero incluso una mamá genuina realmente puede alterar el curso de la historia, si su hija ganara. Porque es esa mamá bien intencionada quien decide acompañar a su hija durante su año de reinado. Un caso típico de esto fue el de Carole Joan Crawford, la pequeña belleza jamaiquina cuya patria se volvió loca cuando venció a las amazonas esculturales al ganar el título. Se lanzaron banquetes en honor a Carole, se emitió un sello conmemorativo especial e incluso el Primer Ministro del país la esperaba en el aeropuerto para saludarla.

                Pero la madre de Carole vio las puertas de la alta sociedad abriéndose para ellas. Regresó a Europa con su hija para participar en los tribunales diplomáticos y sociales de Londres, París y Roma. Su madre dictó un itinerario que entraba en conflicto con el programa que los organizadores del Miss Mundo habían organizado. Miles de libras en compromisos, desfiles de moda y trabajo promocional hasta apariciones personales, tuvieron que cancelarse, recuerda un lamentable organizador.

                Seis meses después de su reinado, Carole, evaluando sus fondos decrecientes, comenzó a preguntarse si su mamá había tenido razón después de todo. “Mamá pensó que tenía razón. Ella trató de hacer las cosas que eran mejores para mí. . .”.

                Carole volvió a recibir la ayuda de la organización Miss Mundo y logró salvar tres o cuatro meses de trabajo en el proceso. Eric Morley se abstuvo de dar conferencias de prensa: El trabajo se había perdido y no tenía sentido. “Pero si nos hubiera escuchado desde el principio, habría hecho mucho más. Contamos con el mejor consejo profesional posible para que Miss Mundo lo siga, para que ella se beneficie al máximo de su título. Después de todo, ella es solo Miss Mundo una vez”, dijo Morley.

                “Desafortunadamente, cuando la madre pone su remo, invariablemente significa problemas. Esto también se aplica al extraño novio que con frecuencia le gusta participar en el acto.  Lo decimos muy a menudo. Pero si solo Miss Mundo nos escuchara, porque somos los expertos, entonces su año estaría libre de todas estas situaciones lamentables”.

                Carole fue cortejada de un lugar a otro mientras viajaba por el mundo, pero finalmente rechazó a todos los aspirantes a playboy al casarse con un hombre que conoció en una cita a ciegas en su casa en Kingston, Jamaica en 1964. “No me imagino que muchos de los hombres que conocí durante Miss Mundo creerían eso, pero es verdad” dijo Carole. “Algunos amigos míos organizaron una fiesta cuando llegué a casa de una gira y me organizaron una cita a ciegas. Fue entonces cuando me encontré cara a cara con el hombre que se convertiría en mi esposo. Nos enamoramos instantáneamente”. Carole dijo que convertirse en Miss Mundo le quitó la timidez y la hizo ser dueña de sí misma.

BIOGRAFÍA DE MISS MUNDO 1963.-

                Carole Joan Crawford nació en Jamaica el 31 de Agosto de 1942 bajo el signo de Virgo. Sus padres eran Vinton Reginald Crawford y Edna May Crawford. Creció en Kingston y estudió en el colegio de señoritas Wolmers. Entró a su primer certamen de belleza a la edad de 19 años ganando el título de Miss Jamaica durante las celebraciones de la independencia de la isla caribeña, patrocinada por la Pepsi Cola, bebida de la cual ha sido fanática toda su vida. “Nunca antes había hecho algo así y fue un gran trabajo en ese momento obtener el permiso de mi padre para participar en un concurso de belleza”. Trabajaba como secretaria en la empresa de su padre y hacía uno que otro desfile de modas. Tras su elección en Jamaica visitó la ciudad de Nueva York antes de tomar rumbo a Londres para el concurso de Miss Mundo. La noche del concurso no creyó que iba a ganar porque pensaba que era muy bajita y en realidad estaba detrás del escenario preparándose para volver a casa, cuando de pronto la llamaron como semifinalista y tuvo que volver a ponerse su atuendo y salir al escenario. Esa noche, la del jueves 7 de Noviembre, fue coronada Miss Mundo 1963 ante una emocionada audiencia. Tras ganar el título viajó por varias ciudades europeas y posó para las fotos oficiales de la estampilla conmemorativa en su honor en Londres. El 23 de Noviembre regresó a Jamaica donde fue recibida por el Primer Ministro, Alexander Bustamante.

                “La recepción cuando regresé fue simplemente fantástica. El aeropuerto estaba lleno de gente que me dio la bienvenida. El Gobierno había emitido millones de sellos conmemorativos con mi foto en mi traje de baño. Hubo recepciones con Sir Alexander Bustamante y el Gobernador General Sir Clifford Campbell y su esposa. Me presentaron la llave de oro de la ciudad de Kingston”, recuerda Carole emocionada.

                Durante su año de reinado se especuló que podría ser la nueva Chica Bond pero ella rechazó la actuación. Regresó a Londres a coronar a su sucesora en 1964 y ese año, en una cita a ciegas conoció al empresario de origen alemán Klaus Merkens, con quien se comprometió en Septiembre de 1965 y con quien contrajo matrimonio a principios de 1966. Tuvo dos hijos: Stephan Klaus nacido en 1970 y Daniela Veruschka en 1974. Continuó viviendo en Kingston hasta que emigró junto a su familia a Toronto, Canadá en 1977. Estuvo como invitada en las celebraciones de los 25 años del Miss Mundo en Londres en 1975 y en el 50° aniversario en el año 2000. El resto de su vida se dedicó a ser ama de casa y cuidar a sus hijos sin olvidar sus raíces. “Estoy orgullosa de ser jamaiquina. Aunque ya no vivo en Jamaica, una parte de mí siempre estará allí”. Actualmente tiene 4 nietos y vive en Ottawa, Canadá.

                Con respecto al Miss Mundo, ella dijo que la competencia ha cambiado en los años desde que ganó. “El concurso Miss Mundo ha cambiado a lo largo de los años, con énfasis ahora en ‘belleza con un propósito’ y muchas organizaciones benéficas y más países están compitiendo”. Cuando concursó, solo participaban 40 países. Hoy compiten más de 110 países cada año. Crawford-Merkens todavía ve un gran valor en la competencia. “Creo que es de gran beneficio para un país cuando su concursante gana la corona de Miss Mundo. Ella inmediatamente se convierte en embajadora de buena voluntad, viajando por el mundo promoviendo su país, el turismo y el comercio”.

FAMOSAS TRAS EL CONCURSO.-

                Algunas de las otras participantes alcanzaron cierta fama tras su paso por el concurso de Miss Mundo. Por ejemplo, la mexicana Ana Beatriz Martínez Solórzano se convirtió en actriz de telenovelas en su país con el nombre artístico de Ana Martín.  Debutó como actriz de cine en 1965 y en televisión en 1969 y aún en la actualidad se mantiene cotizada. Ganó premios de TV y Novelas como mejor actriz en 2004, 2008 y 2014 por sus papeles en las telenovelas “Amor Real”, “Destilando Amor” y “Amores Verdaderos”. En entrevistas a los medios mexicanos se inventó de que había sido semifinalista en el Miss Mundo, pero que había sido descalificada por tener 17 años. También dijo que su mayor ambición era casarse y formar un hogar, pero nunca lo hizo, declarando que “nunca creí en eso de que “hasta que la muerte nos separe”, creí más bien en el amor libre, querer a una persona sin llegar a comprometernos, tampoco significaba para mi libertinaje, ya que siempre he llevado una vida tranquila dedicada a mi trabajo, creo lo más importante para un ser humano es la libertad”.

                La colombiana María Eugenia Cucalón Venegas tras su participación en el Miss Mundo modeló en Europa, participó en el reinado del Petróleo en Barrancabermeja y luego fue elegida reina de esa ciudad, para lo cual se le brindó un multitudinario homenaje. Tras ser reina de belleza se dedicó a la política. Sus actividades en el sector público las inició en Santafé de Bogotá como alcaldesa menor de la zona de Tunjuelito. Después, Ascabares, una asociación de mujeres de la calle la lanzó al Concejo de Bogotá. No salió elegida pero nunca dejó de contar esta historia cuando de hablar de ella se trata. Se casó y tuvo dos hijos. Cuando su esposo compró unas propiedades en el Huila, allá tampoco pudo estar lejos de la actividad política, por eso aceptó lanzarse al Concejo de Neiva e incluso estuvo a punto de ser candidata a la alcaldía de esta ciudad. Poco tiempo después viajó a los Estados Unidos. Al volver a Colombia, adquirió la hacienda San José en el Carmen de Apicalá. Desde entonces, toda su energía se desbordó hacia el trabajo comunitario en la zona. Fue dos veces Concejal del municipio y asumió como alcaldesa de ese municipio a mediados de los años noventa. Para ella, Carmen de Apicalá es uno de los lugares más bonitos del Tolima. María Eugenia falleció tragicamente a finales del mes de Mayo de 2010 en un accidente de tránsito en la vía que conduce de Barranquilla a Cartagena.

                Otra que entró en el mundo de la política fue la liberiana Ethel Zoe Norman, quien trabajó en la constitución de su país en los años ochenta. La inglesa Diane Westbury participó y ganó el título de Miss Gran Bretaña en Morecambe en 1965 e hizo algunos papeles en el cine hasta finales de los años 60. La danesa Aino Korwa también hizo cine a mediados de esa década.

                Otras como la venezolana Milagros Galíndez, se dedicaron a su hogar. Después del concurso, trabajó brevemente como modelo, realizó un comercial de laca para el cabello, de la marca Helena Curtis. En octubre de 1964, contrajo matrimonio con el Dr. Gilberto Dávila. Se convirtió en madre de tres hijos, siendo la mayor María Gabriela, le siguió María Eugenia y luego nació su hijo menor Gilberto. Actualmente sigue residenciada en Caracas, felizmente casada. Es abuela de seis nietos. Su vida transcurre en viajar para visitar a sus hijos y nietos que no viven en el país.

GALERÍA FOTOGRÁFICA

Gracias a Donald West, Daryl Schabinger, Stephan Merkens, Tony Hidalgo, José Medel Bello, William Prendiz de Jurado, Carlos Cepeda y Glamour Argentino.

Advertisement

2 responses to “Miss Mundo 1963”

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: